Usted se puede declarar en bancarrota NO importando cual sea su estatus legal de ciudadanía en los estados unidos

Escrito por
Richard Fonfrias, J.D.
Abogado en Chicago, especializado en Rescate Financiero y Bancarrota Fundador y socio-director de Fonfrias Law Group, LLC



$1,000,000,000,000 -- eso es un trillón de dólares - esta es la cantidad que se debe en préstamos federales para estudiantes.

Malas noticias: La mayoría de los préstamos estudiantiles no pueden ser eliminados en bancarrota. Y además de tomar sus beneficios de Seguro Social para pagar los préstamos, el gobierno puede utilizar otras herramientas, como los salarios o la incautación de dólares de reembolso de impuestos. Esto deja a algunos estadounidenses con beneficios que estén por debajo del nivel de pobreza. Ahora ...

Buenas noticias: Si usted presenta una bancarrota del capítulo 13 (el plan de pago), yo puedo protegerlo de los acreedores de préstamos para estudiantes, siempre y cuando usted todavía este en el capítulo 13. Así, mientras que la quiebra no le excusa de pagar sus préstamos estudiantiles, yo puedo aplazar sus pagos de hasta cinco años, hasta que salga de la bancarrota. Esto hará su recuperación de problemas de dinero sea un poco más fácil, mientras que usted pone sus finanzas en orden.

Esto es lo que debe evitar:

En un caso, Rosemary Anderson, quien testificó en el Capitolio en Washington, dijo que podría llegar a los 81 años de edad antes de que ella terminara de pagar sus préstamos estudiantiles, si vive tanto tiempo. Ella es ahora tiene 57.

Muchos estadounidenses envejecidos están pasando momentos terribles tratando de pagar su deudas estudiantiles. Muchos esperan ver su dinero de la Seguridad Social embargado porque no han podido pagar sus deudas cuando llegan a la jubilación.

La Oficina de Responsabilidad Gubernamental (GAO) informa que la deuda de préstamos estudiantiles para las personas mayores se ha disparado, en parte debido a las tasas de interés de los préstamos. En 2005, las personas mayores de edad debían $ 2.8 mil millones en préstamos estudiantiles. En 2013, la deuda aumentó a $ 18.2 billones.

Así, mientras que mucha gente pensaba que la deuda de préstamos estudiantiles era el problema solo de una persona joven, los hechos demuestran que el problema afecta a todos los grupos de edad.

Romero Anderson, que vive en Watsonville, California, en sus 30s tenía $64,000 en préstamos estudiantiles. Ha trabajado varios trabajos al mismo tiempo con la esperanza de pagar la deuda de tarjetas de crédito. Ella ha renegociado su hipoteca de la casa. Aun así, ella no ha hecho un solo pago de préstamos estudiantiles en ocho años. Ella ahora debe $ 126,000, lo que hace que sea más difícil dormir por la noche.

Ella explicó que, si bien asumió la deuda para mejorar su vida. Pero ahora la deuda se ha convertido en su "perdición."

Hoy en día, muchas personas mayores que tienen la deuda de préstamos estudiantiles también luchan con problemas médicos, la pérdida de un trabajo, o un divorcio. Y los que regresaron a la escuela por ganar un salario más alto, encontraron que no funcionó. O que a los niños que ayudaron a pagar por la escolarización, a cambio, no pueden ayudar a sus padres.

Según la GAO, aproximadamente el 80% de la deuda de préstamos estudiantiles en poder de las personas mayores era de su propia educación, con el 20% restante adeudado por sus hijos o la educación de otro dependiente.

La GAO ha aprendido que el tiempo requerido para pagar deudas estudiantiles es de 10 años a 25 años. Esto significa que algunos Americanos de mayoría de edad sacaron pr éstamos cuando eran más jóvenes y ahora han acumulado una cantidad asombrosa de interés. Mientras que otros sacaron los préstamos en futuros tiempos.

Además, la GAO descubrió que alrededor del 25% de los créditos adeudados por los adultos mayores entre 65 y 74 años están ahora en defecto. Los estudiantes de mayoría de edad que tenían sus beneficios de Seguro Social compensados para pagar sus préstamos estudiantiles, aumentó en un factor de 5, de 31,000 en 2002 - a 155 mil en 2013.

La GAO predice que a medida que los baby boomers se acercan a la jubilación, el número de personas mayores con los préstamos en mora se incrementará. Esto puede sorprender la tercera edad que saben que a sus beneficios de Seguro Social se compensan para pagar sus préstamos, lo que lleva a estar menos seguros en sus "años dorados".

En la mayoría de los casos, los préstamos estudiantiles no se pueden borrar en caso de quiebra. Y además de tomar los beneficios de Seguro Social para pagar los pr&iecute;stamos, el gobierno puede utilizar otras herramientas, como los salarios o la incautación de dólares de reembolso de impuestos. Esto deja a algunos estadounidenses mayores con beneficios que están por debajo del nivel de pobreza.

Afortunadamente, este problema no afecta a todos los estadounidenses. Pero para los que deben el dinero, el problema puede ser abrumador.

Aquí es lo que yo sugiero: Si usted presenta una bancarrota del capítulo 13 (el plan de pago), yo puedo protegerlo de los acreedores de préstamos para estudiantes, siempre y cuando usted todavía está en el capítulo 13. Así, mientras que la quiebra no le excusa de pagar sus préstamos estudiantiles, puede aplazar sus pagos de hasta cinco años, hasta que salga de la bancarrota. Esto debería hacer que su recuperación de problemas de dinero sea un poco más fácil, mientras que usted pone sus finanzas en orden.